Policía dominicana reprime protesta agresivamente

La policía dominicana dispersó a tiros, chorros de agua, macanazos y bombas lacrimógenas a los manifestantes que encauzaban una marcha reclamando aumentos salariales para los médicos y otras conquistas.

Waldo Ariel Suero, presidente del Colegio Médico Dominicano, dio el calificativo de "criminal" a la forma que los agentes de la Policía Nacional usaron para dispersar a los manifestantes. Dicha marcha partió del hospital Luis E. Aybar. La policía interrumpió violentamente la marcha en la intersección de la Juan Bautista Perdomo con Avenida México, cerca del Palacio Nacional.

Con los primeros chorros de agua lanzados por el cuerpo policial, los médicos se dispersaron. No obstante, la retaguardia de la marcha resistió los disparos y macanazos proporcionados por los agentes policiales.

Los manifestantes entregarían un documento reivindicativo al gobierno, lo cual fue impedido por los policías. Suero criticó que el gobierno no les haya permitido realizar la marcha y entregar el documento, a la vez que calificó de "lamentable" el uso de la fuerza por parte de la policía en contra de los médicos y miembros de organizaciones populares que marchaban hacia el Palacio Nacional.

Nadie resultó herido a pesar de los tiros y las bombas. Fueron apresadas más de veinte personas, las cuales fueron posteriormente liberadas.

OOjs UI icon newspaper-ltr-progressive.svg
Comentar

Fuentes