Protestas y arrestos acompañan la llegada de la llama olímpica a Londres

Londres, Reino Unido
6 de abril de 2008

Al menos 25 personas han sido arrestadas por oficiales de policía durante el trayecto de 31 millas realizado por la llama olímpica en la ciudad de Londres.

La llama olímpica de los Juegos Pekín 2008.

La llama comenzó su recorrido en el Estadio Wembley en donde los protestantes agitaron banderas y cantaron. Posteriormente las protestas se hicieron más dramáticas, pues los manifestantes amenazaron con apagar la llama utilizando extintores de fuego e intentaron arrebatarla de las manos del presentador de televisión Konnie Huq en la calle Ladbroke Grove. Ninguno de los atentados tuvo éxito y fueron evitados por los oficiales de policía y las fuerzas de seguridad que acompañaban a la llama olímpica.

La llama continuó su trayecto, custodiada por más de veinte oficiales de seguridad, para ser observada por cientos de espectadores. Las protestas verbales continuaron por parte de grupos que reclamaban los derechos humanos en China. También hubo presencia de protestantes en favor de China que tenían algunas pancartas.

La ruta terminó en el Millennium Dome después de haber sido transportada por unos 80 atletas, dignatarios y entrenadores, incluido el quíntuple campeón olímpico Steve Redgrave.

OOjs UI icon newspaper-ltr-progressive.svg
Comentar

Noticias relacionadas

Fuentes